Compartir

google-self-driving-car

Todos conocéis que Google está trabajando desde hace tiempo en un coche sin conductor pero aun estaba lejos su puesta en marcha en vías públicas. Pues hoy hemos amanecido con la noticia de que Google tiene intención de probar, por fin, su coche en vías públicas dentro del recinto de Mountain View.

Hasta ahora solo se habían probado en recintos cerrados acumulando ya más de 3 millones de kilómetros. La tasa de accidentes, según Google, es de 11. Aunque la compañía indica que ninguno de estos accidentes “leves” es culpa de su coche.

Estos prototipos llevan los mismos sensores y software de los modernos  Lexus RX450h, los cuales fueron usados para probar la conducción sin conductor antes de que Google anunciara su coche autónomo el verano pasado.

Para realizar las pruebas en vía pública han limitado el coche a 40 Km/h, la velocidad máxima permitida en vías urbanas. Además, para evitar cualquier tipo  de colisión, el vehículo siempre irá acompañado en su interior con un empleado de Google, que podrá evaluar el comportamiento del coche y corregir su rumbo en caso de tener algún tipo de problema.

Ya se que esto suena a ciencia ficción, pero parece que el proyecto de coche autónomo de Google va a llegar a las calles más pronto de lo que todos esperábamos.